Blogia
.Mukka.

Fuera de control

Echo de menos tus besos, me abrasa este fuego y no puedo pensar.
Quiero tener controlada cada parte de ti, pendiente de mí, es egoísta, lo sé, pero me encanta cuando te pierdes en mis silencios y me encuentras bajo las sábanas.
Me he pasado media vida dividida en dos: una que siente, otra que piensa; una que actúa, otra que mira; una que llora, otra que ríe; una que hiere, otra que cura; una que calla, otra que escribe. Tú eres lazo, quedate y une mis mitades, porque ya estoy harta, de esconderme entre mis brumas, de vivir sólo en los sueños.
He probado del deseo y sabe bien, me siento como una niña en plena travesura, temiendo ser descubierta.
Has conseguido que entre en tu juego, despertando a la bestia, ahora no salgas corriendo, porque ni yo misma sé si te seguiré.
Ambos jugamos con trampas, intentándo conquistar sin dejarnos conseguir y parece que olvido que sólo tú conoces las reglas. No es justo, ni es fácil, ni siquiera sé si es cierto. Y tú primero dejas que me acerque, que te bese lento pero fuerte, como una pantera acechando a su presa, con las orejas vueltas hacia atrás, la vista fija en ella, el instinto a flor de piel y con los colmillos fuera. Pero me miras, ojos verdes, me desarmas y se me olvida que no tengo que quererte, que yo vine a que me amaran, a que me divirtieran, a vivir sin dos mitades, a olvidarme de mi nombre, no a suspirar por el tuyo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres